Los comentarios a las entradas, cuyo autor no se identifique, serán eliminados del Blog.

jueves, 29 de julio de 2010

¿Sabemos lo que somos?

Desde hace un tiempo sigo con relativo interés el tira y afloja que la ciudad de Sevilla mantiene acerca de la necesidad o no de llevar alguna de su Imágenes al Via-Crucis, que se celebrará en Madrid en el 2011, con motivo de la jornada de la juventud, y que será presidido por su Santidad el Papa.
Las estaciones del via-crucis serán representadas por diferentes misterios, elegidos de diferentes puntos de España.
Como primera opción para la ciudad hispalense se pensó en el Cachorro, pero la Hermandad presentó un informe que desaconsejaba el traslado de la Imagen. Después fue elegido el Stmo. Cristo de la Tres Caidas de Triana, y aquí los ánimos empezaron a caldearse. La decisión se llevó a cabildo y ganó el no. Pero quizá lo más significativo fueran los comentarios vertidos al respecto, gran parte de ellos en la linea de: " si el Papa quiere ver al moreno que venga a Triana", " Si Rouco y Asenjo quieren jugar a los pasos que no cuenten con mi Cristo"....

Leo ahora que la Hermandad de los Panaderos ha aprobado que su Titular mariana acuda a Madrid, cosa que me alegra, no tanto los comentarios que se pueden leer en algunos foros: "Vergüenza!!!!!!!!! La iglesia ha podido con nosotros! " "De verguenza. Al final esta Hermandad le ha bailado el agua a la Iglesia"...

Este hecho, es extrapolable, a la mayoría de nuestras Hermandades, en unos u otros aspectos.

Me pregunto, ¿sabemos realmente lo que somos las Hermandades? ¿no nos habremos convertido en simples adoradores de imágenes y hemos olvidado lo realmente importante? ¿nos limitamos a quedarnos en lo meramente estético y en la "puesta en escena"?

P.D: Tengo que reconocer, aunque me duela, que el "ombliguismo" de gran parte de los cofrades sevillanos es exacerbado.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Andres:
He de reconocer que este tema tambien me ha interesado desde que salio. Las hermandades son parte de la iglesia y un acto de tanta importancia y con el Papa no entiendo algunos comentarios. José que si no quieren ir en sevilla nos vamos nosotros de costaleros a dar izquierdos delante de las cibeles!!!

Anónimo dijo...

Molina:
Yo lo tengo claro desde el principio, no entiendo a Sevilla en muchos de sus razonamientos.
Y se lo digo a ellos continuamente, o cuando tercia, y se vienen arriba.
Lo mismo hay que explicarles lo que es la Iglesia, pero bueno, no generalizo, esto es como lo de los catalanes con los toros, unos pocos hacen mucho o demasido ruido.
Yo quiero pensar que es así.
Saludos

Irene dijo...

Espero y deseo que ese tipo de comentarios sean los de una minoría muy minoritaria, porque si no, tenemos un problema.

A ver si tomamos conciencia de una vez de que las Cofradías SON Iglesia. Que no pueden creerse un mundo aparte, por encima del bien y del mal.

Según leí la Junta de Gobierno de la Hermandad de Triana ya lo tenía económica y organizativamente preparado para el traslado, y los hermanos (¿hermanos?) votaron NO. Yo no lo entiendo.

Cofrade dijo...

Que las hermandades somos Iglesia, es algo incuestionable, lo que es cuestionable es el concepto de Iglesia, porque la Asociación de Teologos Juan XXIII se niega a ese espectaculo alentado por Rouco junto con sectores neoconsercadores, tipo Opus, kikos, etc.
Que la Iglesia es diversa, es algo que nadie pone en duda, que la Iglesia somos todos, segun lo dijo el Concilio Vaticano II.
En otro orden de cosas tanto el laico como las hermandades han de ser consideradas y respetadas y tener su propia autonomia, que yo sepa el ir o no a ese espectaculo circense no es un dogma, ni obligatorio, y cada hermandad es libre o no de asistir.

http://www.soycofrade.blogspot.com/

Alfonso Donoso Barella dijo...

El tema es arto complicado:

Curiosamente para este año en el Campamento de JAC he preparado un tema sobre el culto a las imágenes.
Este es precisamente el error que comentemos las hermandades: La mala interpretación de lo que es una imagen.

El claro ejemplo de esa mala interpretación en grado extremo lo tenemos no solo en Sevilla, sin embargo allí parecen magnificarse las cosas. Mi Cristo frente al tuyo... Dios Mío, ¿cuántos cristos tenemos?

Por otro lado considero que es muy necesaria la catequésis que transmite un viacrucis pero el coste que supone esta operación es excesivamente elevado. Quizás buscando un sitio donde no hubiese que trasladar tanto lo hiciese más fácil.


Saludos.

Javi dijo...

Complejo, si:

El camino en paralelo de muchas Cofradías con la Iglesia es claro. Creo que hace falta que todos caigamos en la cuenta de que somos lo mismo y sólo nos diferencia una advocación o una talla a la que por unos u otros motivos profesamos devoción, a la que tenemos cosas que agradecer. Esa pienso que es la única diferencia.

Con demasiada frecuencia caemos en la vanalidad de comparar y competir, pero, qué es lo que hay que ganar? Es lógico que cada uno tengamos una forma de pensar y de ver las cosas, unas formas nos gustan más que otras, es por eso por lo que podemos vernos atraídos por una u otra cofradía, pero tenemos que contemplar esas formas de las cofradías como una manifestación externa de fe. Creo que esto lo olvidamos con demasiada frecuencia y nos quedamos en lo superficial, cuánto cuesta un paso, o un palio, sale a hombros, o a costal, la túnica que viste la imagen de mi hermandad es más o menos ostentosa, obviamos lo fundamental.

Con respecto al Viacrucis, el tema es escabroso, estoy con Alfonso en la representación que supone, sobre todo para los que somos creyentes, para otros, simplemente algo cultural, el problema es que la jerarquía de la Iglesia (entiendo su buena fe en la intención y no una manifestación en contra de la laicidad que tan de moda está) debería haber pensado en la dificultad para realizar este Viacrucis quizás hacerlo en algún lugar dónde los traslados no supusieran tanto problema y un coste tan elevado.

Con respecto a los comentarios que algunos habeis puesto que han salido de hermandades sevillanas, creo que no merece la pena perder tiempo para reseñarlos, simplemente lamentables, precisamente no creo que sea un ejemplo de los valores que los cofrades debemos transmitir.

Por cierto con todo esto de la laicidad..... prohibirán las procesiones???

Saludoss

Felipe Torres dijo...

Tema algo peleagudo. lo primero ¿Quien son la iglesia?, Somos todos, y no solo los presbiteros y obispos, que muchas veces pensamos que la iglesia son solo ellos.
Quien esta equivocado, con el tema de las imagenes y cofradias en general?, muchas veces nosotros mismos, y tambien los propios dirigentes, que con solo una voz de ellos, toda una cofradia tiene que callar y seguir la directriz que diga a sabiendas que pueden dar posturas contrarias y suscitar polemicas muchas veces innecesarias.
Yo he vivido directamente el traslado de un Titular a la catedral de Jaen para una exposicion, y ciertamente es delicado, pero a su vez tambien te da alegria de que tu Titular sea visto por otras personas que posiblemente no lo vieran nunca, y mas aun cuando el Santo Padre es quien va a visitar el Viacrucis. Comprendo a los que no quieren y a los que si, pero siempre bajo el mutuo respeto que como catolicos debemos tener y aun mas como personas.
Por otra parte, tengo contacto directo con un componente de la comision del Viacrucis y por lo que me ha comentado promete y sera algo digno de presenciar.

Condios